Icomar es un barrio amable, pero con pocas tiendas

Entrevista con Josep Bernat, presidente de la AAVV

Lleva cinco años presidiendo la AAVV de Icomar, un pequeño barrio de Ponent (el más cercano a Tarragona), que cuenta en la actualidad con algo más de 450 habitantes. Josep Bernat, “Berna” que es como le conoce todo el barrio, es una persona muy integrada en él. “Ahora mismo estamos llevando a cabo las fiestas del barrio. Unas fiestas que estamos sacando con más problemas de los que quisiéramos”. Y nos confía que “la subvención por parte del Ajuntament (un 75% del total anual, que es de 3800 euros) no nos llegará hasta mediados del mes de julio”.

Comentando la transformación social que ha experimentado el barrio Icomar, “Berna” nos explica que “el barrio tiene más de cincuenta años. En sus inicios había muchas parejas jóvenes, con hijos. Con el paso de los años, los hijos han salido del barrio y ahora traen a los nietos para que los cuiden los abuelos mientras ellos van a trabajar”.

Los residentes lamentan la escasez de tiendas, a que Josep se refiere: “No hay comercios, solo dos bares, y uno de ellos hace de pequeña tienda, así como un comercio de segunda mano, con lo que la vida en el barrio es bastante complicada a la hora de poder hacer las compras diarias”.

“Berna” destaca la buena convivencia entre todos los vecinos en Icomar, “tenemos gente que ha llegado de fuera de nuestras fronteras. Pero este no es ningún problema” y se siente orgulloso de la capacidad de integración que ha ido mostrando el barrio, palpable con hechos concretos: “en el primer acto de las fiestas, el concurso de dulces, se presentaron un total de 21 personas, y entre ellos (por primera vez) ocho magrebíes, que por cierto una de ellas obtenía la segunda posición”.

Un tema que preocupa a Josep es el solar abandonado de la calle d’Horta Gran: “lleva más de cinco años. Primero fue un recinto de venta de plantas y similares. Al cerrar instalaron un complejo deportivo, de futbol cinco. Pero también cerró. Hace unos años, un niño murió al caer desde el tejado del mismo”. El presidente nos traslada que sería beneficioso para la comunidad que se pongan de acuerdo Ajuntament y propietarios para dar con una solución.

El barri de Icomar sigue hasta el domingo con sus fiestas. Según comentaba su presidente Josep Bernat, el reto que tenemos los barrios pequeños es sabernos inventar y crear cosas, “uno de los actos más bonitos y sobre todo agradecidos para los más pequeños, es la trencada de globos. Llenamos con agua los globos y los niños los tienen que pinchar con un palillo. Es el cierre de las fiestas”.

Asegura “Berna”, haciéndose eco del sentir de los vecinos del barri, que son muy de Icomar: “Llevamos muchos años aquí y sentimos propio, porque somos de Icomar, todo lo que atañe al barrio”. Sin ir más lejos, nos recuerda que hace pocos días que el femenino de fútbol 7 del Icomar es el nuevo campeón de la Copa Tarragona. Por su parte, el masculino esta temporada ha bajado de categoría y el próximo año competirá en cuarta regional.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *